PANEL DE INGRESO
Socio:
Clave:
Incribite
Te invitamos a asociarte en forma gratuita para tener acceso a todas las secciones y recursos del portal.
d
d

Juegos y actividades que animan a leer
Biblioteca de aula

Objetivos:

  • Motivar a la lectura como actividad placentera.
  • Conocer distintos géneros (poesía, cómic, narración) y valorarlos críticamente.
  • Conocer títulos nuevos.

Nivel educativo:

Desde Educación Infantil hasta la Universidad.

Materiales:

  • Libros, estanterías o armarios, fichas de 7, 5 x 12, 5 cm.
  • Archivador para las fichas...

Actividad:

Las estanterías se pueden hacer en grupo.

El control de entrada/salida de los libros lo pueden llevar dos alumnos rotativamente. La lectura puede ser individual (la mayoría de las ocasiones) o colectiva (si hay varios ejemplares del mismo título).

Tiempo:

Esta actividad dura todo el curso y, se puede, toda la Primaria.

Cómo formarla

Hay 3 sistemas que se han utilizado para formar la Biblioteca de aula, aunque hay otros posibles:

a) Pidiendo a los padres un presupuesto. Con este presupuesto se comprarán tantos libros como alumnos haya en la clase o clases que integrarán la Biblioteca de aula. De esta manera durante todo el curso los alumnos tendrán a su disposición y a la vista, todos los títulos que se han comprado en septiembre.
Cada clase tendrá una estantería con esos libros. Cada mes o trimestre estos libros se intercambian con otras clases de nivel parecido, con lo que el número de títulos puede ser bastante amplio.

b) Pidiendo prestado a la Biblioteca del Centro un número dado de libros durante un período más o menos largo. Los libros que salgan de la Biblioteca del Centro tienen que ser adecuados para el nivel donde se forma la Biblioteca de aula. Al finalizar el curso o el período acordado se devuelven al Centro.

c) Pidiendo prestado a la Biblioteca del barrio o a la municipal.

d) Escribiendo a las editoriales, solicitándoles que aporten la cantidad de títulos que consideren oportuna para la formación de la Biblioteca de aula, comentando además que dichos libros pasarán a formar parte de la del Instituto.
Conviene apuntar en dicha petición el Curso a donde irían los libros que desinteresadamente puedan mandar.

e) A través de los ayuntamientos. Hay algunos Ayuntamientos que dedican un presupuesto a subvencionar actividades en los Centros de enseñanza. Si es así, se puede presentar el proyecto de Biblioteca de aula para su concesión por la cantidad que se estime conveniente.
Si no es el caso de tu localidad, puedes escribir una carta al alcalde o al concejal de Educación manifestándole la idea de formar una Biblioteca aula y el deseo de que ese Ayuntamiento ayude con algo.

f) Pidiendo a las familias que traigan al aula aquellos libros de lectura, de investigación, etc. que apenas usan y que nos van a servir para hacer una Biblioteca de aula más completa, más amplia, tanto en calidad como en cantidad.
Pero ante la avalancha de material que les puede llegar desde las casas (si pedís con insistencia, seguro que las familias responden) hay que hacer una selección.

Debemos  quedarnos con cualquier libro que pueda despertar el interés por leer y por descubrir. Los libros que no vayamos a utilizar, los devolvemos a las familias. Los que se quedan, se devolverán al final de curso.
 

Cómo organizarla

Una vez que tenemos suficientes libros en clase pasamos a la fase de organización, que seguiría estos pasos:

Registro de los libros

Se pueden registrar según vayan llegando o cuando se tenga un número suficiente que permita el préstamo (si es para una clase, unos 40, para que exista "repuesto" y quien devuelva algún título pueda volver a llevarse otro).

El registro puede ser en una sola lista, es decir, dar de alta en ella todos los libros, sin distinción de género o materia, dándole a cada uno un número correlativo. Pero también se puede organizar la lista por géneros (Poesía, Teatro, Narrativa, Leyendas, Cuentos, etc.) o por materias (Literatura, Enciclopedias, Álbumes gráficos, Ecología, Animales, etc.).

El préstamo

Si la biblioteca de aula tiene sentido es sobre todo por el préstamo. Que cada uno pueda llevarse a casa el libro y leerlo simplemente es lo que hace más interesante el sistema de la biblioteca de aula. Si el libro sale del ambiente escolar, cobra otro sentido, otra vida diferente a la que tiene en el aula, rodeado de libros de texto y demás material escolar.

Puede haber dos encargados, de manera rotativa, que sean los responsables del préstamo. Todo el que quiera llevarse un libro se lo dice a los encargados al final de las clases, por la mañana o por la tarde, y éstos lo apuntan en el fichero que a tal efecto se elabora, formado por fichas compradas en cualquier papelería.

Las hay de varios tamaños. En la parte superior se pone el título y en las líneas inferiores el nombre del lector, el día y el mes en que se lo lleva y la fecha en que tiene que traerlo. Tendremos tantas fichas como libros, ordenados alfabéticamente.

El espacio destinado a la biblioteca de aula:

La biblioteca de aula debe tener un lugar concreto en el aula, que sea visible y accesible (que no haya sillas ni mesas delante).

se puede incluso llegar a fabricar las estanterías dentro de la clase, y por los propios alumnos.

Al final del curso los libros se devolverán a sus respectivos dueños (el Centro, la Biblioteca Municipal, etc.) y sortearemos los que son de los alumnos. Sin embargo, si es el mismo profesor el que va a seguir con el mismo grupo, los libros no se sortean y se quedan en la clase para el curso siguiente.

Enviado por
Mariana Cánepa

Prof. Nivel Inicial
Capital Federal

Otras secciones relacionadas

Palabras claves - Keywords:

A continuación aparecen algunas palabras claves relacionadas con este trabajo: lectura, biblioteca, literatura, libros, revistas, buenas prácticas, buenos hábitos, leer, aula, sala, salón.
d

Comenta este trabajo

d d d