PANEL DE INGRESO
Socio:
Clave:
Incribite
Te invitamos a asociarte en forma gratuita para tener acceso a todas las secciones y recursos del portal.
d
d

El niño ansioso

El niño ansioso

Todos los niños sienten ansiedad. Es de esperar y es normal que el niño se sienta ansioso en ciertos momentos específicos de su desarrollo. Por ejemplo, entre los 7 meses y la edad pre-escolar, los niños saludables pueden sentir ansiedad intensa cuando se separan de sus padres o de otros seres queridos.

Los niños pueden tener temores de corta duración, (como el miedo a la oscuridad, las tormentas, los animales o los desconocidos). Sin embargo, cuando las ansiedades se vuelven severas y empiezan a interferir con las actividades diarias de la infancia, tal como separarse de los padres para ir a la escuela y hacer amigos, los padres deben de considerar el solicitar una evaluación de un psiquiatra de niños y adolescentes y su asesoramiento.

El niño o adolescente con una ansiedad severa por la separación puede demostrar algunos de los síntomas siguientes:

  • pensamientos constantes y miedo por su propia seguridad y por la de suspadres,
  • negarse en asistir a la escuela,
  • quejas frecuentes de dolores de estómago y de otros malestares físicos,
  • preocupaciones exageradas acerca de dormir fuera de su hogar demasiado apegamiento al hogar, y
    rabietas y pánico al momento de separarse de sus padres
  • A algunos niños ansiosos les da miedo conocer o hablar con las personas que no conocen.
  • Los niños con esta dificultad suelen tener muy pocos amigos fuera de la familia.

Otros niños con ansiedad severa pueden tener:

-preocupaciones sobre las cosas antes de que algo suceda, y preocupaciones constantes sobre la escuela, los amigos o los deportes.

Los niños ansiosos se ponen tensos y tiesos. Algunos pueden buscar consuelo constante y sus preocupaciones pueden interferir con sus actividades porque estos niños ansiosos pueden estar quietos, conformes y deseosos de complacer, es muy fácil no darse cuenta de sus dificultades.
Los padres deben de estar alerta a los síntomas de ansiedad severa para poder intervenir lo más pronto posible y así prevenir complicaciones.

El tratamiento a tiempo puede prevenir dificultades futuras tales como la pérdida de amistades, el fracaso social y escolar y los sentimientos de baja autoestima.

Los problemas de ansiedad severa en los niños se pueden tratar. Los tratamientos incluyen una combinación de lo siguiente: psicoterapia individual, terapia familiar, medicamentos, tratamientos del comportamiento y consultas con el personal de la escuela.

La Hiperactividad en los niños

"No siempre puedes controlar los que pasa fuera, pero sí puedes controlar siempre lo que pasa dentro" Wayne W. Dyer

Entre un 3 y un 5% de los niños escolarizados son hiperactivos, niños inquietos, impacientes, impulsivos, que no se centran en objetivos o finalidades concretas, que saltan de una cosa a otra, que no atienden a lo que se les dice; en definitiva, niños que no "oyen", no "obedecen", no "hacen caso".

No hay concordancia en cuanto a su definición, algunos dicen que se trata de un síndrome (conjunto de síntomas) que tiene probablemente un origen biológico ligado a alteraciones en el cerebro, causadas por factores hereditarios o como consecuencia de una lesión, otros que constituye una pauta de conducta persistente en situaciones específicas.

Para nosotros la mejor definición es la que dan Safer y Allen en 1979 " trastorno del desarrollo concebido como retraso en el desarrollo, que constituye una pauta de conducta persistente, caracterizada por inquietud y falta de atención excesivas y que se manifiesta en situaciones que requieren inhibición motora. Aparece entre los dos y los seis años y comienza a remitir durante la adolescencia
."El problema real de los niños hiperactivos se plantea ante aquellas situaciones en las que se les exige control de los movimientos y mantenimiento de la atención.

Los síntomas definitorios del trastorno por déficit de atención con hiperactividad según la clasificación nosológica DSM3-R son: actividad motora excesiva, falta de atención y de control de impulsos.
En sí, se trata de niños desordenados, descuidados, que no prestan atención en clase, que cambian continuamente de tarea y presentan una actividad permanente e incontrolada sin que vaya dirigida a un determinado objetivo o fin.

Tienen dificultades para permanecer quietos, sentados, suelen responder precipitadamente incluso antes de haber finalizado la formulación de las preguntas, además se muestran impacientes y no son capaces de esperar su turno en las actividades en las que participan más individuos.

Interrumpen las actividades o tareas de los compañeros y miembros de la familia. Pueden fácilmente sufrir accidentes y caídas debido a que sus conductas reflejan una escasa conciencia del peligro.
Son desobedientes, parece que no oyen órdenes de los adultos y, por tanto, no cumplen con sus instrucciones.

Plantean problemas de disciplina por incumplir o saltarse las normas establecidas. Su relación con los adultos se caracteriza por desinhibición, suelen tener problemas de relación social y pueden quedar aislados del grupo de iguales.

Asimismo, dan muestras de déficits cognitivos y son frecuentes los retrasos en habilidades motoras y del lenguaje, así como las conductas antisociales y la carencia de autoestima.
Es frecuente que los problemas conductuales acompañen la hiperactividad.

Volver al indice de trastornos de comportamiento

Enviado por
Nadia Flor Romero
Ecuador

Otras secciones recomendadas

Palabras claves - Keywords:

A continuación aparecen algunas palabras claves relacionadas con este trabajo: ansioso, ansiedad, fobia, temores, miedo, trastornos, problemas, niños especiales.
d

Comenta este trabajo

d d d